Mostrando entradas con la etiqueta fresas. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta fresas. Mostrar todas las entradas

Fresas de bosque

No penséis que os he abandonado, solo es que en estas épocas estoy a tope con los cursos y los trabajos del huerto.
Uno de los cultivos con los que ando ahora poniendo en mi huerto, son las deliciosas fresas silvestres (Fragaria vesca) oriundas de Europa. Este año he sembrado variedades como las amarillas "Yellow Wonder" o  variedades rojas como la "Regina" y "Alexandria". Ademas he pedido semillas de variedades de fresas alpinas rusas Fragaria vesca var. alpina, como la "Cuento de hadas" o "Postre de oro". Estas fresas son diminutas pero su sabor y su olor rivalizan con las variedades hortícolas, de mayor tamaño pero menos sabrosas. Ademas son mas resistentes y de mas fácil cultivo.
Para comerlas  os dejo esta curiosa receta que encontré en Internet.
Fresas al riñón.
Es muy fácil, como estas fresas son las bayas más diminutas que podáis imaginar, no hay forma de tener suficientes para preparar nada con ellas. Lo mejor es comerlas tal cual , una aquí, otra allá, agacharse, ...estirarse...arriba..abajo y recordad que hay que doblar algo las rodillas para no castigar demasiado los riñones.

Aprovechar la fresas. Mermelada casera

 Al mejorar las temperaturas empiezan a madurar las primeras fresas de nuestro huerto una forma de aprovechar nuestra cosecha si es abundante es realizando esta deliciosa mermelada casera, receta del blog Albahaca y Canela.

Ingredientes:
- 1 kg de fresas lavadas y troceadas
- 500 gr de azúcar blanco
- 2 cucharadas de zumo de limón
- 2 cucharadas de algún licor de fruta si se puede el de fresa potenciara el sabor
- un poco de agar-agar
Colocar las fresas en un cazo con azúcar y dejar reposando mínimo dos horas, removiendo de vez en cuando. Añadir el limón y el licor y poner al fuego. Remover constantemente hasta que empiece a hervir. Añadir el gelificante (agar-agar). Dejar cocer a fuego medio-bajo hasta que tenga la consistencia deseada. Llenar los tarros esterilizados, cerrar bien y dejar unos minutos boca abajo. También se pueden cocer los botes unos 20 minutos para que aguanten aún más al ser de esta forma esterilizados. Aunque si no es grande la cantidad o se va a consumir muy pronto podemos prescindir de dicha cocción.
Deliciosa en nuestros desayunos o para cubrir tartas, además de estar hecha por uno mismo nada que ver con las compradas.

Maceteros de fabricación propia.


Las macetas, son uno de los recipientes más utilizados para tener Vegetales en la terraza, el mercado actual ofrece un sinfín de alternativas y aunque decorativas un poco subidas de precio.Pero si queréis construir un decorativo macetero para sembrar hortalizas, aromáticas o fresas en vuestra terraza o jardín, podéis usar bloques de obra como en la imagen. Existen en el mercado diferentes modelos imitando a piedra o siempre tendréis la alternativa de pintarlos al gusto.
Creo que es una opción bastante original y económica, espero os sirva de inspiración.
Un detalle importante a tener en cuenta, es que los bloques de cemento, son huecos, están abiertos en dos caras, por lo que para contener la tierra, y formar con ellos maceteros, será necesario colocar una base, que puede ser de plástico o malla anti-hierba procurando que tengan perforaciones para facilitar el drenaje.

Manzanilla para reforzar y estimular sus resistencia a las plagas y enfermedades.


Con la llegada del buen tiempo la actividad en nuestros huertos y frutales se intensifica. Pero también el riesgo de plagas y enfermedades en los mismos, para fortificar nuestras plantas y ayudarlas a defenderse mejor de estos ataques podemos usar plantas como la conocida manzanilla de la que creo que ya hemos hablado .
Para realizar este preparado deberemos poner en infusión 50 gramos de manzanilla y 10 litros de agua y dejarla reposar 15 m. Colamos y aplicaremos sin diluir sobre las plantas.
Como veis es sencillo y barato, y lo bueno es que funciona.Podemos usarlo en plantas sensibles o después de un cambio brusco del clima veréis como estas nos lo agradecen.

Alimentar nuestros berries


A finales del invierno también es necesario preparar y abonar los pequeños frutos para que la fruta que nos den sea de mayor tamaño. Para ello debemos revisar los arbustos y ver en que circunstancias se encuentran, por si hubiese quedado por podar algo,eliminar las hierbas adventicias y si es conveniente acolchar ya que estas plantas no toleran bien que se cave a su alrededor puesto que tienen raíces superficiales. También es la época de abonar con abonos orgánicos, que van liberando nutrientes lentamente y poniéndolos a disposición de la planta cuando esta los precisa, ayudando así a los arbustos a brotar y florecer. Deberemos usar abonos adecuados que no cambien el ph del suelo, deberemos tener en cuenta que algunos de estos frutales necesitan tierras ácidas. En junio deberíamos de aportar algo mas de abono para ayudar a la planta con el desarrollo de los frutos y de las yemas de flor para el año siguiente.

Reproducir nuestras fresas por estolones


Los días largos y calurosos de los meses de verano provocan toda una revolución en la naturaleza y nuestras fresas lo manifiestan emitiendo estolones, que podemos utilizar para reproducirlas.
Los tallos rastreros que muchos conocemos por estolones al entrar en contacto con la tierra tienen la peculiaridad de producir plantitas y cuando esto sucede de forma natural, lo hacen al por mayor.
Pero podemos controlar el proceso eligiendo solo los mas fuertes de cada planta y eliminando el resto, evitando así un gasto innecesario a las plantas madre.
Con los estolones que dejamos procederemos de la siguiente manera: Colocaremos una pequeña maceta con un buen sustrato de enrizamiento y basta con asegurar a el sustrato o tierra la planta unida al estolón, mediante una horquilla o un alambre doblado para que desarrolle raíces, lo cual hará en unos cuantos días. Dejarlas después una temporada así (unidas a la planta madre) hasta que estén fuertes para el trasplante al final del invierno.

Radiadores naturales



En nuestro huerto tenemos hortalizas amantes del calor, como los melones, pepinos, pimientos y las berenjenas; incluso los tomates aunque toleran mas temperaturas agradecerán el calor. Para favorecer estos vegetales dispongan de el nos podemos servir de la cualidad que tienen los muros y paredes de actuar como radiadores por acumulación, es decir que acumulan el calor del sol durante el día y lo van desprendiendo lentamente durante la noche. Ademas protegen a las plantas sembradas contra ellos de aires fríos y secos.
Los mejores muros para plantar hortalizas contra ellos son los orientados al Sur y al Oeste. Plantando frutales frente a las paredes también se beneficiaran de estas cualidades. Siempre que sean frutales que quieran calor como albaricoques e higueras y formados en formas planas. los pequeños frutos y fresas pueden ser otra buena opción.
En una pared con poco sol (menos de 4 horas), sólo podrían cultivarse algunas hortalizas como lechuga, espinaca o perejil.